Laia Sanz y un Dakar de 10

Ahora, sin embargo, llega como la Laia de siempre, la que está dispuesta a romper de nuevo todas la barreras en una prueba que domina como nadie. No en vano, en enero cumplirá su décima participación consecutiva con un cien por cien de efectividad.

Muchas cosas han cambiado en 365 días para Laia Sanz. Los que ahora se cumplen desde que hace un año anunciaba su participación para el Dakar 2019 tras pasar seis meses en blanco por una infección vírica que le tuve totalmente parada durante el momento clave de preparación para el Dakar. El peor momento de su vida. Entonces se rehízo de todo aquello para hacer un increíble 12º puesto en una edición muy dura.

Ahora, sin embargo, llega como la Laia de siempre, la que está dispuesta a romper de nuevo todas la barreras en una prueba que domina como nadie. No en vano, en enero cumplirá su décima participación consecutiva con un cien por cien de efectividad. Los ha acabado todos o, como se dice en el Dakar, ella siempre le ha ganado a la carrera.

"Soy de nuevo la Laia de hace un año y algo, aunque estos meses también han sido complicadillos, con la fisura de tibia después del Dakar y la operación en la nariz para respirar mejor en verano... pero ahora estoy muy bien. Sí que tengo un poco más de paranioa de lo normal cuando me da cualquier dolorcito, pero estoy otra vez bien, en una situación mucho mejor que el año pasado", ha explicado hoy la de Corbera en la presentación de su proyecto en Barcelona.

Vea también: http://www.gacetadeportes.com/futbol/serie-a/2019/12/16/mendes-si-cristiano-jugase-en-el-madrid-hubiera-ganado-el-balon-de-oro.html