Arthur Melo no se realizó el test PCR y el FC Barcelona le abre un expediente

El volante brasileño de 23 años se encuentra en la nación amazónica y se encuentra en negociaciones para su salida del club blaugrana. De confirmarse su fin de ciclo con los catalanes el técnico Quique Setién sólo contará con 17 jugadores para afrontar el reinicio de la Champions League 2019-2020.

La situación de Arthur Melo es insostenible en Can Barsa. Desde que el club anunciara a finales de junio su fichaje para la Juventus, su rol en el equipo se ha ido difuminando paulatinamente para desaparecer totalmente. Su imagen bostezando en las gradas del partido ante el Osasuna y después estirado descalzo como si fuera a hacer una siesta, fueron la gota que colmó el vaso en la paciencia de Quique Setién, que ya ni tan siquiera quiso defenderlo cuando el jugador excusó su presencia en el último partido de LaLiga ante el Alavés asegurando que tenía molestias en un tobillo.

De hecho, este lunes se ha dado un paso más en la brecha abierta entre Arthur y el club. Y es que el centrocampista fue el único jugador de la plantilla del primer equipo que no se presentó en la Ciutat Esportiva para someterse al test PCR -tampoco acudieron los dos jugadores del filial que participaron en el play off final este domingo en Málaga: Iñaki Peña y Ronald Araujo-. Incluso el delantero danés, Martin Braithwaite, que no podrá jugar ningún partido de la Champions al no estar inscrito, acudió a las instalaciones blaugrana para realizar las pruebas pertinentes.

Evidentemente, esta ausencia confirmó que Arthur quizá no vuelva a entrenarse más con el Barça, porque tiene que someterse obligatoriamente al protocolo previo del test antes de reunirse con sus compañeros. Y el jugador decidió quedarse en Brasil, mientras sus representantes negocian ya la rescisión de su contrato. Por esta razón el club ha decidido incoarle un expediente disciplinario que puede acabar en sanción.

Una plantilla corta

Este nuevo escenario abre claramente las puertas a una salida prematura del club y que ni tan siquiera se vista ya más de corto. De este modo, Quique Setién sólo tendrá tres centrocampistas del primer equipo para afrontar el partido del Nápoles del 8 de agosto en el Camp Nou: Ivan Rakitic, Sergi Roberto y Frenkie de Jong. Hay que recordar que tanto Sergio Busquets como Arturo Vidal están sancionados. En todo caso, cuenta con Riqui Puig, un jugador que ha demostrado su potencial en el tramo final de LaLiga y que tendrá ficha del primer equipo la próxima temporada.

Vea también Sergio Ramos ya es uno de los máximos goleadores históricos del Real Madrid

Si se confirma la baja de Arthur para lo que resta de temporada, Setién sólo tendrá 17 jugadores del primer equipo, ya que si bien Braithwaite tampoco podrá participar, sí que contará con el refuerzo de Dembélé, que puede jugar la Champions, aunque evidentemente llega muy justo para la cita europea.

En todo caso, parece claro que los últimos días de Arthur en el Barcelona están teniendo un triste epílogo, que seguramente dejará insatisfechos tanto al jugador como al club y a los aficionados.

 

 

 

Fuente: AS