Fútbol - Liga Santander

Real Madrid superó al Eibar

Los merengues al mando de Zinedine Zidane (celebró su partido 200 con los blancos apuntándose su éxito 132 con 10 títulos) dieron cuenta del oponente de turno para mantenerse a dos unidades del FC Barcelona que lidera la tabla.
Marcelo se arrodilló tras marcar el tanto definitivo para la celebración madrileña Marcelo se arrodilló tras marcar el tanto definitivo para la celebración madrileña

Marcelo se arrodilló en un gesto contra el racismo tras anotar el tercer gol de la victoria 3-1 que el Real Madrid consiguió el domingo frente al Eibar, en su vuelta a la actividad tras un largo confinamiento por la pandemia de coronavirus.

El triunfo permitió al conjunto merengue no perderle la pisada al líder Barcelona, manteniéndose dos puntos detrás y 10 fechas por disputar. El sábado, los azulgranas golearon 4-0 al Mallorca.

Después de una paralización de tres meses, el Madrid volvió a jugar y le tocó hacerlo en una casa distinta. Lo hizo en el estadio Alfredo Di Stéfano, su ciudad deportiva en el suburbio madrileño de Valdebebas, donde concluirá el curso debido a que realiza obras de renovación en el estadio Santiago Bernabéu.

El equipo de Zinedine Zidane no tardó en irse al frente. Toni Kroos abrió la cuenta con un tiro bombeado desde el borde del área a los tres minutos tras combinarse con Karim Benzema.

La segunda anotación fue obra del capitán Sergio Ramos a la media hora, consumando un contragolpe que nació en los botines del zaguero central. Ramos recibió la asistencia del atacante Eden Hazard, de vuelta en el once titular tras operarse el peroné derecho a inicios de marzo.

El tercer gol fue obra de Marcelo, quien remeció las redes con un tiro cruzado. El lateral brasileño procedió a arrodillarse en señal de respaldo a las protestas tras la muerte del afroestadounidense George Floyd a manos de un policía de raza blanca en Minneapolis el 25 de mayo.

Pedro Bigas descontó por la visita a los 60, luego de que le rebotó el esférico en el costado tras un disparo, y sorprendió al arquero belga Thibaut Courtois.

Zidane celebró el regreso a la actividad tras el confinamiento con un triunfo en su partido 200 en el banquillo merengue. Suma 132 triunfos, 42 empates y 26 derrotas, con 10 títulos.

“Estamos felices de volver con los tres puntos y, bueno, todavía quedan 10 finales más y hay que intentar mantenernos enfocados en el objetivo”, dijo Ramos. “Mandamos un gran saludo, muy grande y fuerte de ánimo a toda esa gente que ha sufrido la pérdida de un ser querido (por COVID-19)”.

Vea también Atlético de Madrid igualó contra el Eibar

El torneo se reinició el jueves tras la suspensión provocada por la emergencia sanitaria.

El Madrid recuperó buenas sensaciones, después de que en su anterior partido cedió la cima tras caer ante el Betis.

Con Hazard en cancha, el Madrid lució más ofensivo. Se suponía que la cirugía a la que se sometió el belga no le permitiría finalizar la temporada, pero la postergación de la Liga le abrió la opción de retomar la actividad tras su rehabilitación.

La primera anotación dejó dudas después de que Karim Benzema parecía estar en posición adelantada antes de ceder a Kroos. Pero el videoarbitraje convalidó la acción.

Ese primer tanto abrió la puerta para que, como en muchos otros partidos en España, los jugadores celebraran con abrazos y choques de manos, pese a las recomendaciones de no hacerlo para evitar potenciales contagios por el COVID-19.

Conformes con el 3-0 en el marcador, los merengues bajaron las revoluciones y el Eibar apretó. La insistencia del club vasco encontró recompensa en un tiro de esquina en el que Bigas apenas desvió un tiro del argentino Pablo De Blasis.

Ambos equipos agotaron los cinco cambios pactados para los partidos de esta reanudación.

 

 

Fuente: AP

Categoria : Liga Santander Deporte : Fútbol
Tomás Rincón
Tomás Rincón     

Periodista Deportivo.Bilingue. Sports Journalist.