Joseph Blatter plantea retirarle a Catar la sede del Mundial de 2022

El suizo, quien fuera mandamás de FIFA entre 1998 a 2015 piensa que lo mejor sería efectuar un cambio para poner fin a las polémicas vinculadas a la corrupción en la designación del país asiático como anfitrión de la venidera contienda magna.

El ex presidente de la FIFA Joseph Blatter ha concedido una entrevista a Bild en la que sugiere que lo mejor sería quitar a Catar del Mundial de 2022 para que se celebre en otro país. El que fuera máximo mandatario del fútbol mundial había propuesto a Alemania pero cree que ya se ha encargado recientemente de albergar un campeonato del mundo. "Japón es también una posibilidad, pero creo que los Estados Unidos organizan ya la edición de 2026 (con México y Canadá) y además tienen la experiencia de 1994. Son capaces, no es ciencia ficción".

Blatter apuesta por el cambio por las polémicas relacionadas con la corrupción en la adjudicación de la sede a Catar, que albergará el próximo Campeonato del Mundo, pero descartó a cualquier país europeo después de que Rusia fuese el último anfitrión.

"Afortunadamente, la Copa Mundial 2022 solo tendrá 32 equipos y no 48 como había planeado (el presidente de la FIFA, Gianni Infantino). El esfuerzo organizativo no sería mayor que el 2018", manifestó Blatter, que tiene claro en la capacidad de los estadounidenses para acoger la cita cuatro años antes de lo previsto si fuese necesario.

Vea también Racing podría sumar a sus arcas varios millones si Lautaro Martínez se marcha al FC Barcelona

"Alemania también podría hacerlo. Pero esto significaría que la Copa del Mundo se organizaría nuevamente en Europa después del año 2018", recordó el exdirectivo suizo, que descarta prácticamente al 'Viejo Continente' si finalmente no se organiza en Catar. "Europa, por lo tanto, no sería la primera opción".

Blatter, que presidió la FIFA desde 1998 hasta 2015, también fue preguntado por la resolución del fiscal federal suizo, quien el pasado mes de marzo concluyó su trabajo respecto a la concesión realizada a la Unión de Fútbol del Caribe (CFU) para vender los derechos de transmisión del Mundial.

"Las investigaciones son parte de un complot importante en mi contra", dijo Blatter. "Es increíble que los investigadores vieran el contrato normal que hizo con la CFU durante más de cuatro años", explicó Blatter, que cree que la FIFA tendría su "mejor reacción" si le nombrase presidente honorífico.

 

 

Fuente: Marca