Brooklyn Nets con 3 triunfos seguidos sin Kyrie Irving

Una mentalidad que lleva poniéndose en práctica desde el mismo momento que el técnico de Long Island llegó al banquillo y empezó a forjar lo que sería un equipo basado en el compañerismo, el trabajo grupal y la idea de abandonar individualismos.

Más allá de las adquisiciones de Kevin Durant o Kyrie Irving en la agencia libre, el mayor activo que poseen los Brooklyn Nets es el ecosistema que Kenny Atkinson y Sean Marks han conseguido generar. Una cultura en la que todos y cada uno de los jugadores creen y repiten como un mantra, aquel conocido a la interna como next-man-up y que se basa en que cuando un compañero se cae de la rotación por cualquier razón, el siguiente en la lista debe dar un paso adelante como si nada sucediese.

Una mentalidad que lleva poniéndose en práctica desde el mismo momento que el técnico de Long Island llegó al banquillo y empezó a forjar lo que sería un equipo basado en el compañerismo, el trabajo grupal y la idea de abandonar individualismos en favor del colectivo.

La actual situación que viven los neoyorkinos ahora mismo, con Irving y LeVert lesionados de manera tempora l, el resto del equipo ha dado un paso adelante para remontar al fin el vuelo con la esperanza de escalar en la clasificación. De este modo, los Nets acumulan tres victorias de manera consecutiva sin dos de sus titulares, la última de ellas de mucho mérito en el Madison Square Garden ante New York Knicks por 103 a 101 gracias a 30 puntos de Spencer Dinwiddie en 7 de 17 tiros de campo con 3 de 8 en triples.

Vea también: Leones triunfaron sobre Tiburones