Muere el exjugador, extrenador y directivo Al Bianchi

El oriundo de Queens, Nueva York quien tuvo una trayectoria de diez años como jugador con los Syracuse Nationals, y tras retirarse en 1966 trabajó como técnicos y ejecutivo en los Supersonics, Bulls, Knicks y en otros circuitos.

El exjugador y exentrenador de la NBA Al Bianchi falleció este lunes en Arizona a los 87 años de edad por causas naturales, según ha informado el New York Times. Bianchi tuvo una carrera de diez años como jugador en la NBA, permaneciendo todo ese tiempo en el mismo equipo, los Syracuse Nationals, que en 1963 se convirtieron en los Philadelphia 76ers, y tras retirarse en 1966, se convirtió en entrenador, y dirigió a varios equipos, sobre todo a los Seattle SuperSonicsBianchi también fue manager general de los New York Knicks entre 1987 y 1991, y colaboró como scout con los Golden State Warriors.

Alfred A. Bianchi nació en el barrio neoyorquino de Queens en 1932, aunque estudió en la universidad de Bowling Green State, en Ohio, y allí fue donde empezó a atraer las miradas de los ojeadores de las franquicias de la NBA. En 1954, Blinky, como se le conocía cariñosamente, fue seleccionado por los Minneapolis Lakers en el puesto 18 del draft, aunque no fue hasta dos años después cuando por fin debutó en la liga, de la mano de los Syracuse Nationals. Cuando, antes del comienzo de la temporada 1963-64, el equipo se trasladó a Filadelfia, Bianchi permaneció en él, y siguió allí hasta 1966. Ese año, en el draft de expansión con motivo de la creación de los Chicago Bulls, los de Illinois le seleccionaron para formar parte del equipo, pero él lo rechazó, y decidió acabar entonces su carrera como jugador.

Vea también http://www.gacetadeportes.com/beisbol/mlb/2019/10/30/max-scherzer-es-el-elegido-para-abrir-en-un-tentativo-juego-7--2.html

Sin embargo, se incorporó inmediatamente al equipo del técnico de los Bulls, su antiguo compañero Johnny Kerr, y en 1967, se convirtió en el primer entrenador de los recién fundados Seattle SuperSonics, donde se mantuvo durante dos temporadas. Tras entrenar a los Washington Caps y los Virginia Squires en la American Basketball Association, Al Bianchi se reinventó, primero como manager general de los Knicks, y posteriormente como ojeador de los Golden State Warriors. En los últimos años, Bianchi, que nunca perdió el contacto con el baloncesto, fue nombrado miembro de los Salones de la Fama de Nueva York y de Ohio. Residió hasta el final de su vida en Phoenix, donde trabajaba como asesor.

 

 

Fuente: AS